Felipe S. Mateos

Cuaderno Electrónico. Notas a vuelatecla.

“(…) the ability to grasp and enjoy sport while still child. If sports are pleasurable then, they not only can remain pleasurable later, but, when experienced later, they set up echoes of earlier happy times. Every person has some pleasant experiences from childhood that are remembered and idealized (…)

“When a promoter sells you a ticket to tomorrow’s ball game, he is also selling you a three, hour of a replay of some former personal happiness. On the conscious level, this comes from memory, thanks to the built-in continuity and coherence of sports; but it may be that subconscious effect, the aura felt by a ten-year-old taken by a parent or grandparent to an exciting place full of hot dogs and popcorn, is even stronger”.

Leonard Koppett (Sports Ilusion, Sports Reality)

La infancia se va volando…


IMAGINA’T UN NEN

Imagina’t un nen que juga a pilota
Amb el pare fent de porter.
És diumenge al matí, són a un patí d’escola
I no hi ha ningú al carrer.

I de lluny des del cel, ells no ho veuen,
Però hi ha una cosa que es mou.
Només se senten les bromes del pare,
Rialles del nen que fa gol.

I una ombra els tapa el sol lentament
I del cel baixa un còndor gegant
I envolta amb les urpes l’espatlla del nen
I se l’emporta volant.

The gamble was based on that growing sense that sport, not dance music, not the cinema, was now the common currency, allowing generations and nations and cultures to trade and connect. In terms of newsprint, airtime and net-space, sport is now the dominant language ot twenty-first-century culture, West and East

Leonard Cohen’s theory

"Tenía los ojos grandes…"

"Tenía los ojos grandes…"

"La combinación entre la canción The man in me de Bob Dylan con las imágenes de una bolera ponían los pelos de punta".

(Fuente: jotdown.es)

Decir adiós

"Un bar que me gustaba mucho cuando salía cada noche era el Bikini. ¿Sabes por qué me gustaba tanto? Primero porque el lugar era excepcional, había todo tipo de gente, conocías ganado muy diferente. Y había dos pistas, y el hecho de que hubiese dos pistas permitía que también hubiese dos salidas diferentes. Odio despedirme, por las noches. Por eso si estaba en la pista del rock decía que me iba un momento a la de salsa. Hacía ver que iba hacia esa pista pero entonces salía a la calle por la otra puerta, sin decir nunca adiós a nadie. No soporto el rollo de los besos y de los adioses y del ya nos veremos. No, a ver: ya nos llamaremos si tenemos ganas y para eso no hay que despedirse. La sala Bikini sería el lugar ideal para morirse y así marcharse sin decir adiós".

(Fuente: jotdown.es)

Como soy naranjo en flor, me pinto de azahar, me pierdo en tu corazón.

Morante de la Puebla

"Me gusta cuando toreaba de niño. Hay una frase de Picasso que decía que a los 12 años pintaba como Rafael y tuve que estar toda mi vida pintando para pintar como un niño. Yo me siento identificado; tanta inocencia y tanta verdad y tanta ilusión… que era ideal”.

Pregúntate si lo que estás haciendo hoy te lleva al lugar en el que quieres estar mañana

J. Brown

Cristopher Walken interpretando Can’t Take My Eyes off of You

The Deer Hunter